Rechazan que migrantes desplacen mano de obra mexicana

0
46

Tijuana.- Ante los arribos de caravanas migrantes, primero de haitianos, y luego, de centroamericanos, el dirigente de la CROC en Tijuana, Jesús Javier Merino Duarte, dijo entender el reclamo de la sociedad, a darle prioridad a los connacionales desempleados, antes de darle trabajo a extranjeros.

Sin embargo, aclaró, “no se está desplazando la mano de obra mexicana; lo que pasa es que, haitianos y centroamericanos han venido a ocupar puestos de trabajo que no han aceptado mexicanos, a pesar de los anuncios por diversos medios y la labor de empresas outsourcings”.

“No obstante que hay muchos haitianos, nicaragüenses y centroamericanos que han sido contratados, hay mucha oferta laboral disponible”, agregó.

Luego de comentar que la CROC tiene un programa para orientar y asegurar un empleo a migrantes mexicanos y extranjeros, aclaró que, en el caso de los de fuera, están esperando se establezca la coordinación con el gobierno federal, para agilizar las visas laborales a los hermanos que emigran de otros países.

Mientras tanto, informó que sigue contratándose camiones llenos de connacionales de Veracruz, Oaxaca y Chiapas, entre otras entidades de la República Mexicana, para emplearlos por temporadas en maquiladoras de televisiones, durante julio, agosto y septiembre, y en temporadas agrícolas en San Quintín.

En cuanto a las medidas impositivas de Estados Unidos, y lo que hace al respecto el gobierno mexicano, dijo desconocer si hay fondos políticos o de otro tipo, mas, insistió, “nuestros hermanos mexicanos son primero”; y, de hecho, indicó, la mayor parte de los deportados que se quedan en esta frontera son mexicanos.

Finalmente confirmó que sigue fluyendo mucha inversión al país y a nuestro estado, siendo el 70 u 80% de origen extranjero, y pidió no “satanizar” a la industria maquiladora, que da empleo a más de 2 millones de mexicanos, que, en esta frontera, en muchos casos ganan muy bien; unos quizá no tanto como en Estados Unidos, pero algunos otros sí.