Combatirá organismos “patito” regularización autos extranjeros: Diputado

0
180

Tijuana.- Tras la aprobación de la Ley de Ingresos para el 2020, que abre la oportunidad para la regularización de automóviles de procedencia extranjera, miles de bajacalifornianos tendrán la oportunidad de salir de la ilegalidad, toda vez que “la mayoría de quienes circulan con autos irregulares lo hacen bajo el argumento de la necesidad; ahora no tendrán excusas para utilizar a organizaciones ‘pirata’”, señaló el diputado federal Héctor Cruz.

La reforma responde “a la urgencia de combatir la informalidad, aunque un beneficio colateral será atacar la inseguridad producto del uso de vehículos irregulares para cometer delitos, pero también combatir aquellas personas o grupos que lucran con la gente y han utilizados sus organizaciones para enriquecerse”, precisó.

El diputado Cruz, quien se sumó a la iniciativa, resaltó en particular la oportunidad para “acabar con las mencionadas organizaciones que se han dedicado a fomentar la corrupción engañando a los ciudadanos con falsas soluciones, dándoles engomados y placas de juguete”.

“El beneficio para el ciudadano es claro: le brinda la oportunidad de asegurar su patrimonio, pero también sumarse a la cultura de la legalidad”, dijo citando que de acuerdo a cifras oficiales, en la entidad el número de autos en situación irregular supera los 100 mil, aunque para algunos organismos es una cifra conservadora.

Además, los estados como Baja California tendrían la oportunidad de recibir ingresos extraordinarios para solucionar “los números rojos en los que se encuentran, oportunidad que no se puede desperdiciar”.

Será necesaria la modificación de la Ley Aduanera, que establecerá los costos, tipos y marcas de vehículos, apuntó; sin embargo “es una buena noticia, pues representará un ingreso que permitirá obtener ingresos para avanzar en temas de finanzas públicas, toda vez que somos el estado más endeudado del país”.

Sobre la controversia con organismos empresariales y la industria automotriz, reconoció que la apertura al diálogo y perfeccionar la ley será esencial, pero sobre todo establecer las reglas y exigencias bajo las cuales se dará la medida.

“No se trata de regularizar por regularizar, más bien en la Ley Aduanera tendrá que quedar claramente establecido cuales vehículos serán candidatos, pero también tendremos que coordinarnos con las autoridades norteamericanas”.

Lo anterior será de relevancia para evitar un descontrol en la emisión de contaminantes, y de la introducción de vehículos robados o involucrados en algún delito, dijo.