Buscan empresarios solución a pérdida 11,200 empleos diarios por pandemia

0
122
  • Más de 1 millón perdidos en tres meses

ENSENADA, (Noticias del Noroeste).- La Coparmex propuso al gobierno federal implementar los remedios solidarios necesarios para brindar solución a la pérdida de empleo que se está experimentando debido a la pandemia de COVID-19.

Acompañado del dirigente de la Federación Estatal Armando León Ptacnik, el presidente de la Coparmex Ensenada, Martín Muñoz Barba, dijo que entre marzo y mayo en México se han perdido más de un millón de empleos y como 10 mil empresas formales han cerrado.

Dijo que muchos países ya han implementado medidas fiscales para enfrentar las consecuencias sin precedentes que la pandemia está ocasionando en la economía y, sobre todo, en el empleo de los cuales 11,200 se pierden diariamente en México.

Por ello, apuntó, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), está impulsamos tres remedios solidarios que son necesarios para hacer frente a la crisis de empleo que el país está enfrentando.

Salario solidario: la vacuna para proteger el empleo; se compone por una contribución del gobierno, patrón y trabajador, con el fin de evitar despidos ante el cierre de operaciones o caída de los ingresos que enfrentan las empresas por el COVID-19.

El Salario Solidario garantiza el 100 por ciento del ingreso de los trabajadores con menor percepción, manifestó el dirigente empresarial.

Muñoz Barba explicó que esta medida es una forma de subsidio, que ya se ha aplicado en 54 países para proteger el empleo. Entre ellos, varios latinoamericanos como Chile, Argentina, Brasil y Uruguay.

La implementación de dicha medida tendría un costo estimado de apenas el 0.7 por ciento del PIB mexicano, precisó el presidente de Coparmex Ensenada.

Seguro solidario: la terapia intensiva para la pérdida de empleo; este es un apoyo equivalente a un salario mínimo general ($3,696.6) para todos los trabajadores formales que hayan perdido su empleo.

“Acompañamos a los actores de la sociedad civil y legisladores que han impulsado la necesidad de implementar un Ingreso Mínimo Vital para compensar los ingresos que han dejado de recibir quienes hayan perdido su empleo a causa del COVID-19”, subrayó.

Bono solidario: energizante para crear trabajos; este es un incentivo a la contratación de empleo formal, con el fin de recuperar la pérdida de puestos de trabajo registrada en los últimos meses.

Para el Bono Solidario, indicó, se utiliza un esquema que incentiva la creación de empleos con salarios por encima del mínimo, con un tope de 3 salarios mínimos de apoyo por parte del gobierno a cada trabajador.

Informó que estos remedios solidarios tienen un costo aproximado de 1% del PIB, es decir cerca de 204 mil millones de pesos.

Para financiarlo, la Coparmex propone la adquisición razonable de deuda pública, dijo, lo que el viable ya que México cuenta con un nivel de endeudamiento adecuado, lo que está permitido ante la situación de emergencia.

De no optar por la deuda, se propone la reorientación del gasto público, por ejemplo: cancelando obras que hoy no son esenciales, como el Aeropuerto de Santa Lucía, la Refinería Dos Bocas y el Tren Maya, entre otras, manifestó el dirigente.

Hasta hoy el gobierno federal sólo ha anunciado 0.10% del PIB en medidas fiscales directas para apoyar a empresas y trabajadores formales, señaló, mientras que por sí solos, trabajadores y patrones aportan cerca de 7% del PIB por concepto de ISR al año.

“En la Coparmex impulsamos que empresas, trabajadores y autoridades, logremos consensos para sortear la crisis por la que atravesamos, protegiendo la economía nacional a través del impulso al empleo y fuentes de trabajo, con la implementación urgente de los remedios solidarios”, comentó.